ContactO

Angelikagrand 113

Tyreso, 135 36, Sweden

​​

Tel: 70301133

info@hectorrc.com

  • Facebook Social Icon
  • Instagram Social Icon
  • YouTube
  • Twitter Social Icon
  • LinkedIn Social Icon
  • Pinterest
  • Flickr Social Icon
  • Tumblr Social Icon
  • SoundCloud Social Icon
  • Spotify Social Icon
  • Google Play Social Icon

© 2018-2019 Hector RC & Sé el Jefe - Todos los derechos reservados

Usa el poder de la intención y no trabajes por dinero

Cuando necesitamos dinero, lo que nos dice la lógica y la sociedad es que debemos salir en busca de un trabajo. Es cierto. El problema radica en que salimos en busca del dinero y de nada más. Entonces, cualquier cosa que nos dé ese dinero, la aceptamos, sin preguntarnos si sentimos pasión por ello, si nos gusta y es lo que realmente queremos hacer.



Quizás suene romántico o poco realista pensar en dedicarnos a algo que nos guste cuando estamos urgidos de dinero. Pero, aun no existe la persona que sea infeliz en un trabajo y sea muy próspero. La mayoría de las personas trabaja más de 8 horas para sobrevivir. El trabajo duro no trae resultados económicos si realmente no estamos aportando algo de mucho valor.


Lee también: "5 cosas que no debes hacer en una crisis económica".


Para aportar valor al mundo, lo más natural es que nos guste lo que hacemos. De lo contrario, no estaremos al 100% de nuestras capacidades. Así que antes de aceptar cualquier trabajo o negocio porque "te va a dar dinero", piensa para qué vas a entrar allí. Usa el poder de la intención, para que tus acciones no sean sin ningún propósito y puedas conectarte con la abundancia.


El poder de la intención


Por lo general, vivimos el día a día sin poner ninguna intención. ¿Para qué hacemos lo que hacemos? ¿Voy hacia algún lugar? ¿Me he planteado un propósito? ¿Me gusta lo que estoy haciendo? ¿Estoy en el lugar que deseo? ¿Me estoy acercando a la meta? ¿Cuál es mi intención al hacer esto? Son preguntas que hay que hacerse día tras día para encaminarnos en lo que realmente queremos.



¿Cuántos de nosotros ponemos una intención a cada día? Me atrevería a decir que muy pocos. Es uno de los pasos que se siguen en una vida con propósito. Pero, ¿qué tiene que ver esto con el dinero? La respuesta es TODO.


Hemos creído por mucho tiempo que el dinero solo se consigue de determinada manera y no hay mucho más que esperar. Esta es una creencia limitante que nos ha privado de vivir en abundancia. La verdad es que cuando nos enfocamos en cumplir un propósito y ponemos nuestra intención en ello cada día, el dinero vendrá de diversas fuentes, esperadas e inesperadas.


Amar lo que se hace


Poner intención a nuestra vida es un acto de amor. Es una forma generosa de entregar lo mejor que tenemos al mundo y de recibir lo mejor de él también. La mayoría pensamos a la inversa de lo que sería natural. Pensamos que una vez tengamos dinero, podremos hacer algo que amemos. Pero, la vida no funciona así. Las cosas buenas del mundo solo las reciben quienes están fluyendo, amando lo que hacen, en armonía y receptivos a los cambios.


Soy de las que cree en el poder de la energía y las leyes universales. Alguien con una nube negra encima, solo atraerá tormentas. Por eso, es importante ponernos en la vibración del amor lo antes posible, es decir, en la paz, el dar, el recibir con merecimiento, el tomar acción con intención y crear propósito. Solo así, el dinero vendrá.


También te puede interesar: "La ley del espejo (o cómo aprender de tus circunstancias".


Trabajar por dinero


A ver, como te dije, la mayoría trabaja por dinero. Y creo que esa es la razón de que la mayoría no seamos millonarios. Porque ese no debería ser el objetivo de nadie. No el único objetivo al menos. Todos queremos dinero, y no hay nada de malo en ello. Sin embargo, yo solo quiero que miremos los hechos. Cuando el dinero no va a acompañado de un verdadero aporte a la humanidad, cuando no va acompañado de pasión por lo que hacemos, solo es un medio para sobrevivir, no para vivir en prosperidad.



Trabajar por dinero es aceptar cualquier cosa, generalmente cuando estamos en estado de carencia, urgencia o desesperación. Luego, se completa el cuadro cuando nos quedamos allí por miedo a quedarnos sin dinero. No probamos nada nuevo, nos sentimos cómodos y nunca llegamos a vivir la dicha de crear algo con significado. Hacemos una labor que ya nos aburre, aguantamos maltratos, conflictos o, simplemente, apatía.


Si vas a trabajar en algo, que de verdad sea apasionante para ti. O, al menos, quédate sin quejarte de tu situación, de tus jefes o compañeros de trabajo. Por lo menos, al dejar de lamentarte, la pasarás mejor y puede que tu situación mejore.


Y como siempre lo digo en mis artículos, trabajar con el subconsciente es sumamente importante. Las creencias nos pueden hundir y, por lo general, sin percatarnos de ella. Salir del piloto automático es esencial. La buena noticia es que cada vez son más las personas que trabajan en sí mismas, para derribar sus propias barreras.


Cuéntame en los comentarios cuáles son tus pasiones, tus intenciones y tu propósito. Y si no los tienes, dime cómo te va con el dinero y lo que haces.








39 views