Palabras Clave Para Tener Éxito

Estamos exactamente a un mes de haber empezado el 2019. Apuesto lo que sea a que tenés un montón de metas, proyectos, ideas, ganas, impulsos, energía de sobra, aunque seguramente no tanta como hace 31 días atrás.


El inicio de un año es un época especial y sensible. Existe la tendencia de hacer un balance, de prometer dejar ir lo negativo, tomarse la vida con más calma, este año sí que voy a cumplir mis sueños, voy a viajar, voy a ahorrar, voy a invertir... voy a. Y ahí quedamos, en la mayor parte de los casos.


Así que a un mes de haber pasado la energía caótica de año nuevo, ahora que las aguas están más calmas, que la rutina ya volvió a la normalidad, quiero aprovechar para sacudir un poquito las cosas y ponerte a pensar.




Hace un tiempo, allá en Octubre formé parte del Tour de Sé el Jefe y me recompensé con la oportunidad de conocer a Héctor en persona, en una jornada completa. Fue uno de los mejores regalos que me he hecho en la vida. Pero, no quiero hablar de eso, sino de algo que pasó ese día y es exactamente lo que necesitamos recordar en este momento del año, cuando los propósitos están tan fresquitos.


Para entender mejor de qué estoy hablando te recomiendo que antes leas el post La Impresionante Clave del Éxito.


Durante nuestra vida perseguimos lo que consideremos éxito. Vamos pisándole los talones o lo vemos alejarse tanto que parecería imposible alcanzarlo. Pero siempre le vemos la espalda, y nunca a los ojos.


Así es el destino, ¿no? No tuve la suerte de tener éxito.


Sin embargo, podemos decir que tenemos 11 meses por delante para cambiar las cosas. Eso sí, depende pura y exclusivamente de vos y de nadie más. Así que para este inicio de mes, para esta nueva etapa del año, recordemos más que nunca, gritemos si es necesario, lo que un Octubre nos dejó como enseñanza en palabras de un bien amigo:


Si no haces nada, no pasa nada.

Esta se ha convertido en una de mis frases favoritas, y cada vez que me propongo hacer algo, pero me da miedo, tengo dudas y la voz negativa en mi cabeza esta a punto de convencerme me repito como un credo estas palabras.


Es la magia de la sencillez. De lo simple. De lo que sabemos pero olvidamos, porque es mucho más fácil repartir culpas y coleccionar excusas que enfrentar la realidad. Haciendo lo mismo esperamos resultados diferentes, porque sí.


Pero dejame decirte algo: la vida no te debe nada. Vos estás ahí porque estás, porque tenés un corazón que late, un sistema nervioso y todo un cuerpo entero que camina, come y respira. No tenés absolutamente nada de especial, único y diferente al resto de los cuerpos que andan por ahí en este mundo tan inmensamente grande.



Salvo claro, que vos creas que sí.


Si te aferras a la idea de que tenés un destino marcado o de que el Universo debe recompensarte por el simple hecho de tener vida, no podes estar en un error más grande. Porque si fuera por eso, cada persona tendría en sus manos el sueño cumplido. Lo que tienen es la posibilidad de cumplirlo, y ahí está la diferencia.


Golpes vas a tener miles, perdidas, dolores, abandonos, ruina... si eso va a definirte es tu responsabilidad, no culpa de tu entorno. Vivir anclado en un pasado oscuro y no abrirte a las nuevas posibilidades solo va a darte más de lo mismo.


Si no haces nada, no pasa nada.


Escribir una lista detallada de metas a cumplir, es muy lindo y está bien, pero es la acción la que te va a llevar a verlas realizadas.


A veces me dicen que yo tuve un golpe de suerte, que un día alguien me contrató para escribir en su blog y cambió mi vida. Que tuve suerte. Y no puedo hacer otra cosa que reírme, porque yo salí a buscarme la suerte, me tire al abismo y me arriesgue. Dejé todo lo que me hacía mal, empecé a valorar más mi tiempo, mi vida, a mi misma. Y ahí pude volver a escribir. Una vez que di el paso para cambiar se desencadenaron un montón de hechos importantes que sin duda marcaran mi vida para siempre.


Hice algo, para que pasara algo. No sabía que estaba buscando, solo que necesitaba un cambio, me era urgente. Cambié, y cambió todo.


Hoy entiendo que el éxito es el camino, es el proceso. Para mí la cúspide del éxito es la libertad, en todo sentido.


¿Y para vos qué es el éxito? ¿Qué estás haciendo para vivirlo?


Por favor, no lo olvides. Aprovechá el mes de Febrero para grabarte como si de una tatuaje se tratara estas palabras. Pensá en eso que querés lograr, a corto y largo plazo, y entendé que depende solo de vos hacerlo.


No lo olvides, si no haces nada no pasa nada.


Y si hacemos algo, sin duda nos vemos en la cima!


Si queres conocer más sobre Sé el Jefe, entra al sitio ahora mismo haciendo click aquí.

33 views
ContactO

Angelikagrand 113

Tyreso, 135 36, Sweden

​​

Tel: 70301133

info@hectorrc.com

  • Facebook Social Icon
  • Instagram Social Icon
  • YouTube
  • Twitter Social Icon
  • LinkedIn Social Icon
  • Pinterest
  • Flickr Social Icon
  • Tumblr Social Icon
  • SoundCloud Social Icon
  • Spotify Social Icon
  • Google Play Social Icon

© 2018-2019 Hector RC & Sé el Jefe - Todos los derechos reservados